BIENESTAR, Sin categoría

3 JUEGOS SENCILLOS Y BARATOS PARA DESARROLLAR LA ATENCIÓN A CUALQUIER EDAD

atencion

 

La atención es un proceso cognitivo fundamental en tu vida. Te permite procesar correctamente la información relevante que recibes y actuar en consecuencia. Si tienes dificultades para mantener la atención puedes encontrarte con estas situaciones :

  • Te distraes con mucha falicilidad y cometes errores por ello.
  • No eres capaz de recordar los detalles.
  • Te resulta muy complicado seguir instrucciones.
  • No acabas tus tareas.

Es interesante saber que hay tres tipos de atención y que puede que te falle alguna de ellas y no las tres. Los tres tipos son:

1.- Atención sostenida. Es la capacidad de mantener el foco de atención en la misma tarea durante un tiempo prolongado.

2.- Atención selectiva. Capacidad de centrarse en un estímulo sin permitir que otros interrumpan la tarea.

3.- Atención alternante. Capacidad de cambiar de una trea a otra rapidamente.

La atención se trabaja como un músculo. Lo mismo que ejercitas tu cuerpo en el gimnasio puedes desarrollar la atención con distinas actividades. Te voy a proponer tres en función del tipo de atención que quieras trabajar. Puedes utilizar estos juegos con niños, adultos y ancianos.

Los tres juegos son:

  • Para la atención sostenida te invito a que copies un dibujo. Dependiendo de la edad de la persona o su habilidad será un dibujo con más o menos detalles. Lo importante es que no pares de dibujar hasta que no hayas completado toda la imagen. Si se trata de un niño que todavía no dibuja puedes pedirle que coloree una imagen de la misma manera que aparece en el modelo que le enseñes.
  • Si lo que quieres es mejorar la atención selectiva el cásico pasatiempos de sopa de letras es ideal para esto. Puedes crear una vesión especial para niños pequeños donde en lugar de utilizar letras se usan dibujos o jugar con libros tipo “Dónde está Wally” que encontrarás para distintas edades. Aquí tienes un par de ejemplos: 1 y 2
  • La atención alternante la sueles ejercitar a diario sin darte cuenta ya que seguro que estás acostumbrada a la multitarea. De todas formas te propongo el siguiente juego: Invitale a la otra persona a que escuche música mientras completa una ficha de cálculo. Cuando deje de sonar la música debe dar una palmada.

Éstas son solo algunas actividades sencillas que puedes hacer para trabajar la atención y existen muchas más. ¿Compartes conmigo en comentarios otras que conozcas? Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero

Anuncios
BIENESTAR, COACHING, NIÑOS, Sin categoría

LOS 4 PILARES BÁSICOS PARA CONSEGUIR TU BIENESTAR Y EL DE TUS HIJOS

4 pilares basicos

El bienestar de las personas se basa en que haya equilibrio entre cuatro pilares. Es importante tener en cuenta estas cuatro áreas desde la infancia y por eso te explico cuales son y cómo trabajarlas.

  1. MENTE. Se refiere al aprendizaje. Cuando eliges el colegio de tus hijos, sus extraescolares o les das apoyo cuando tienen dificultades con alguna asignatura estás ayudándoles a desarrollar su mente.
  2. CUERPO. Aquí hablamos de los físico. Eres totalmente consciente de la importancia de la actividad física y la alimentación saludable para tus hijos así que les animas a que practiquen deporte, a que se muevan y a que no coman muchas chuches. De esta forma el CUERPO estará en buenas condiciones.
  3. CORAZÓN. Este pilar recoge la importancia de las relaciones sociales. Cuando vas al parque con tu hijo, cuando acude a la fiesta de cumpleaños de su compañero o cuando tú preparas una fiesta estupenda para tu hijo estás colaborando en el desarrollo de su CORAZÓN.
  4. ESPIRITU. Aquí estaría el mundo interior, su mundo emocional. Ayudas a tu hijo a tener este pilar fuerte cuando le invitas a para, a sentir, a identificar sus emociones y a gestionarlas.

Como te decía al principio, el equilibrio entre estos cuatro elementos es fundamental. Por mi experiencia laboral veo que el cuarto, el ESPIRITU, es el más olvidado. Acuérdate de él y reserva algún momento para ayudar a tu hijo a parar y a mirar en su interior.

¿Tienes en cuenta estos cuatro pilares en la crianza de tus hijos? ¿Y en tu propio desarrollo personal? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le gustará esta entrada, compártela.

Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero

ADOLESCENTES, LIBROS, Sin categoría

CÓMO FOMENTAR LA COMUNICACIÓN CON TUS HIJOS E HIJAS

fomentarcomunicacion

Seguro que la comunicación con tu hijo o hija es un tema que te interesa. Quieres que te cuente lo que ha hecho, lo que piensa, lo que le preocupa, lo que le alegra…

Pero tienes que tener en cuenta que la comunicación es algo bidireccional, es decir, tiene dos direcciones y sino no funciona. Con esto te quiero decir que no puedes esperar que él o ella te cuente si tú no le cuentas nada.

Buscar un tema de conversación que os motive a los dos es fundamental. Este tema lo puedes encontrar fácilmente si te fijas en sus aficiones, en lo que hace en su tiempo libre o en sus extraescolares. Otra forma de encontrar un tema de conversación para los dos es leer los mismo libros que él o ella.

Cuando tus hijos son pequeños sueles leer los cuentos con ellos y luego podéis hablar de la historia o de los personajes. Sin embargo, cuando empiezan a leer solos ya es más difícil que puedas seguir la historia.

Por eso te invito a que, de vez en cuando, leas alguno de sus libros. Esa lectura te va a permitir conocer a los personajes y sus aventuras y te dará pie para más de una conversación.

Además, tus hijos se van a sentir muy contentos de compartir sus libros contigo porque eso significa que te importan y te preocupas por sus gustos. Es una manera de acompañarles que agradecen mucho.

Esas lecturas además de enriquecer la relación con tu hijo o hija hará que tengas nuevas perspectivas, nuevos puntos de vista y aprenderás curiosidades que de otra forma es poco probable que conozcas.

¿Sueles leer libros de tus hijos? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero

BIENESTAR, Sin categoría

1 EJERCICIO PARA VIVIR EL AQUÍ Y AHORA SIN AÑADIR TAREAS A TU AGENDA

aquí y ahora

 

Habrás oído muchas veces la importancia de vivir en el aquí y ahora, de disfrutar del momento presente. Al fin y al cabo es lo único que tienes porque ayer ya pasó y mañana no ha llegado.

Estar presente en el aquí y ahora es ser consciente de lo que estás haciendo en este preciso momento. Si estás comiendo; saborea tu comida, huélela, nota su textura, aprecia su temperatura… Si estás en el trabajo y tienes que hacer un informe para entregarlo dentro de una hora; céntrate en ese informe y no pienses en lo que hiciste ayer o dejaste de hacer ni en las demás tareas que tienes pendientes.

La práctica de la meditación es un buen ejercicio para conseguir centrarte en el aquí y ahora. Encuentras muchas aplicaciones de meditaciones guiadas gratuitas. Yo utilizo Medita por si te apetece probar. Hay meditaciones muy cortas, incluso de 2 minutos.

Pero sino quieres añadir ni un minuto mas en tu apretada agenda te propongo este EJERCICIO:

  1. Escoge una actividad que hagas a diario de manera rutinaria. Por ejemplo, ducharte.

  2. Piensa que tienes un público delante tuyo al que tienes que explicarle paso por paso lo que haces. Continuando con el ejemplo de la ducha, irás diciendo: dejo la toalla sobre el lavabo para tenerla a mano, abro la mampara, me meto en la ducha, cierro la mampara asegurándome de que no saldrá agua, abro el grifo…

  3. Si te sorprendes pensando en algo que no es lo que estás haciendo en ese momento, déjalo pasar y vuelve a tu explicación.

  4. Si puedes hacer este ejercicio en voz alta, hazlo. Es más difícil que te distraigas.

  5. Si no puedes hacerlo en voz alta, hazlo en voz baja. No hay excusa.

¿Has visto a las youtuber cuando explican cómo se maquillan paso a paso? Pues esa es la idea: explica con todo lujo de detalles a tu audiencia imaginaria cómo te duchas, cómo te maquillas, cómo cocinas macarrones con tomate… Lo que tú quieras y lo largo que tú desees. Practica este ejercicio a diario.

¿Te animas a practicar el aquí y ahora? Espero tus respuestas en comentarios y si te apetece compartirlo tienes mi permiso para hacerlo.

Texto: Raquel Reguero

BIENESTAR, COACHING, Sin categoría

2 HERRAMIENTAS FANTÁSTICAS PARA CONSEGUIR TUS OBJETIVOS

woman-2068125_1920

La mayoría de nosotros, por no decir todos, tenemos un diálogo interno que no para. Este discurso suele ser inconsciente y se basa en experiencias pasadas o deseos futuros que pueden ser agradables o desagradables, pero casi siempre elegimos lo desagradable.

Lo que te cuentas influye en cómo te sientes y esto, a su vez, en cómo actuas. Puedes leer más sobre esto aquí. Por eso es mejor que elijas lo que te dices en lugar de dejárselo al inconsciente. Aquí entran en juego las AFIRMACIONES POSITIVAS.

Una afirmación positiva es una sentencia positiva que afirma que un objetivo que deseas alcanzar ya lo has conseguido. Por ejemplo, si tu objetivo es ganar la maratón tu afirmación podía ser: “soy el mejor corredor”. Todavía no lo eres, te estás preparando para ello pero con esta afirmación tu mente se centra en el objetivo y se lo cree.

Se han realizado estudios que han demostrado que la mente no distingue entre realidad e imaginación. La respuesta fisiológica (sudoración, agitación, palpitaciones…) y la actividad cerebral es muy similar en ambos casos. Con las afirmaciones positivas “engañas” a tu cerebro y empieza a actuar como si fuera real aquello que todavía no has conseguido.

Hay personas a las que no les gustan las afirmaciones positivas porque dicen que hay una “vocecilla” dentro de nosotros que nos recuerda que es mentira lo que estamos afirmando. Estas personas prefieren usar las DECLARACIONES.

En este caso en lugar de decir “Soy el mejor corredor” dirías “voy a entrenar para ser el mejor corredor”. Se trata de una declaración de intenciones.

Tanto las declaraciones como las afirmaciones positivas hay que formularlas de la siguiente manera:

  • Si es posible, delante del espejo.
  • Puedes tenerlas escritas pero leelas en voz alta.
  • Pronuncialas con sentimiento, no de manera mecánica.
  • Repitelas varias veces y todos los días.

Utilizando estas herramientas programas tu cerebro hacia la dirección que tú quieres ir sin dejarlo en manos del inconsciente.

En cuanto a la “vocecilla” que te he mencionado antes, ésta también puede aparecer cuando realizas declaraciones. Puede decirte: “¿Para qué vas a ir a entrenar con el frío que hace?, ¿no estás mejor en casa?” Esa “vocecilla” es tu saboteador, un personaje muy interesante que forma parte de ti y del cual no te vas a poder deshacer. La buena noticia es que lo puedes abrazar y podeis llegar a ser amigos. Si te interesa saber más sobre él y cómo tratarlo dímelo en comentarios y te lo cuento en una próxima entrada.

¿Utilizas afirmaciones o declaraciones habitualmente? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero

COACHING, Sin categoría

¿OBJETIVOS PARA EL 2019?

objetivos 2019

 

Ahora mismo de lo que más se habla en los blogs y en los canales de YouTube es del tema de los objetivos para el nuevo año. Parece como si enero fuera de los pocos meses, junto con septiembre, en los que nos podemos plantear objetivos.

Conozco gente agobiada porque a fecha de hoy, 14 de enero, no ha escrito sus objetivos. Si eres una de ellas te aconsejo que no te preocupes y sigas leyendo esta entrada.

No hay prisa ni obligación para que te plantees objetivos. El mejor momento para pensar y escribir tus objetivos es cuando sientas que quieres mejorar algún aspecto de tu vida. Esto puede ocurrir en cualquiera de los  12 meses que tiene el año o en ninguno.

Puede ocurrir que no quieras plantearte objetivos. Si es tu caso, realmente tu objetivo sería quedarte como estás, “Virgencita que me quede como estoy” se suele decir. Para conseguirlo tendrás que seguir haciendo lo que has hecho hasta ahora.

También puede ser que sientas que algo en tu vida no va cómo te gustaría aunque no tienes muy claro qué es. Si este es tu caso te invito a que pares un momento, te sientes y hagas este ejercicio que consta de 4 fases:

1.- Piensa en las distintas FACETAS de tu vida que para ti son importantes. Si este ejercicio lo haces sobre papel es más efectivo. Cada uno define sus propias facetas, yo te voy a poner un ejemplo por si te sirve pero adáptalo a ti todo lo que necesites. Mis facetas serían:

  • Salud física: Ir al gimnasio, comer de manera saludable, acudir a las revisiones médicas…
  • Salud mental: Disminuir el estrés, tratar la ansiedad, controlar la depresión…
  • Relaciones: Pareja, familia, amigos,…
  • Trabajo
  • Finanzas: Ahorrar, invertir, comprar una casa…
  • Desarrollo personal: Nuevos aprendizajes
  • Ocio:  Actividades en mi tiempo libre, aficiones…

2.- Cuando tengas tus facetas elegidas, PUNTUALAS. De 1 a 10, dale un 10 cuando te sientas genial con una faceta y un 1 cuando no te guste nada como te va en ese aspecto. Como es lógico, tus objetivos se centrarán en aquellos aspectos que más bajos has puntuado.

3.- Plantéate tus OBJETIVOS. Puedes plantearte todos los objetivos que quieras pero un máximo de 3 es suficiente. Cuando los consigas ya te plantearás otros y poco a poco, sin agobios, irás acercándote a la situación que quieres vivir.

A la hora de definir objetivos ten en cuenta las siguientes recomendaciones:

  • Siempre defínelos en positivo. Es decir, lo que quieres. “Mantenerme en los 60 kilos” es un objetivo planteado de forma correcta, “no engordar” no lo sería.
  • Lo más concreto posible.
  • Que se pueda medir. Utilizar números en la definición del objetivo es muy útil en este sentido ya que te permite ver fácilmente si lo has conseguido.
  • Realista y alcanzable. “Levantarme todos los días a las 5 de la mañana” no es realista si trabajas siempre en turno de noche que acaba a las 6.
  • Concretar la fecha para cuando lo quieres haber conseguido.
  • Tienes que elegir algo que solo dependa de ti el conseguirlo.

4.- Con los objetivos bien definidos pasarás a desarrollar tu PLAN DE ACCIÓN. ¿Qué vas hacer para conseguirlos? Este plan debe ser lo más detallado y específico posible. Define qué vas a hacer, cuándo, con quien… Sobre objetivos y acción también escribí aquí.

Algo importante que vas a necesitar es la MOTIVACIÓN para no abandonar. Una actividad muy efectiva es imaginarte cómo te sentirás cuando hayas conseguido el objetivo. Cierra los ojos y visualízate  con el objetivo cumplido, cuantos más detalles tenga esa visualización mejor. Mantente unos minutos viendo esa “película” y céntrate en cómo te sientes. Cada vez que decaiga el ánimo para seguir con tu pan de acción aférrate a ese sentimiento. Puedes hacer la visualización siempre que lo necesites.

Espero que esta entrada te haya ayudado tanto si quieres plantearte objetivos como sino. Te espero en comentarios y, si crees que a alguien le puede resultar útil esto que he escrito, no dudes en compartirlo. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero.

 

ADOLESCENTES, Sin categoría

MUNDO VIRTUAL Y MUNDO PRESENCIAL

mundo virtual presencial

 

Los padres y madres que no nacimos en la era digital, a los que esto ya nos ha pillado siendo adultos, solemos pensar que el mundo virtual no es un mundo real y por eso reprochamos a nuestros hijos e hijas que pasen tanto tiempo en él.

Seguro que más de una vez le has dicho a tu hijo algo así como: ” deja el wasap que vas a ver ahora a tus amigos”. O a tu hija le has reñido por estar jugando online en lugar de ir a casa de su amiga.

Pues resulta que el mundo virtual existe , es real. Cuando hablan por wasap hablan con alguien real y es una comunicación real. Cuando juegan online, el juego y los jugadores son reales.

Lo contrario al mundo virtual no es el mundo real como solemos pensar. Lo contrario del mundo virtual es el mundo presencial. Tanto uno como otro son reales y no debemos privar a nuestros hijos e hijas de ninguno de los dos.

Hay que tener en cuenta dos aspectos importantes:

1.- Es necesario un equilibrio entre los dos mundos.

2.- Es necesario educar a nuestros hijos e hijas sobre como comportarse en los dos mundos.

Referente al primer aspecto, no es sano pasarse la mayor parte del tiempo en uno de los dos mundos. Tal y como actuamos y funcionamos en la actualidad, es importante pasar tiempo en ambos lados para estar integrados.

Y respecto al segundo punto; lo mismo que enseñamos a los niños y niñas a cruzar cuando el semáforo está verde, a respetar a las personas, a ser educados y agradecidos, a cuidar el mobiliario urbano… también tenemos que enseñarles a comportarse en el plano virtual. No podemos dejar que sean analfabetos digitales como os contaba en esta entrada.

¿Tú también pensabas que el mundo virtual no es un mundo real? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero.