ADOLESCENTES, MATERNIDAD, NIÑOS, Sin categoría

LAS REDES SOCIALES Y LOS NIÑOS Y ADOLESCENTES

 

redes sociales

 

Según el art.13 del RD1720/2007 de 21 de diciembre, es a partir de los 14 años cuando los menores podrían tener su propia cuenta en redes sociales y, antes de esa edad con autorización de sus padres.

En la práctica sabemos que hay muchos menores de 14 años que tienen su propia cuenta en una o varias redes sociales. Es su manera de comunicarse y de pertenecer a un grupo. Las más utilizadas por los jóvenes son Whatsapp e Instagram según las encuestas.

En los colegios suelen dar charlas sobre las redes sociales para avisar a los alumnos y alumnas de los riesgos y peligros de su uso. Me parece que la mayoría de la información se les da desde la perspectiva de lo negativo, de lo malo que puede pasar. En el colegío de mis hijos, por ejemplo, la charla la da la policía.

Quizás el miedo que tenemos muchos padres y madres en este tema condiciona nuestro discurso. ¿No sería más efectivo y más agradable hacer un giro y hablarles desde lo positivo? Porque las redes sociales tienen una parte positiva importante y porque, queramos o no nuestros hijos e hijas las van a utilizar. Puede que de aquí a unos años las aplicaciones cambien y que ya no usemos Whatsapp o Instagram pero usaremos otras y la esencia es la misma.

Por eso os invito a que acompañeis a vuestros hijos e hijas en el uso de las distintas redes. No vale eso de que ellos son nativos digitales y saben más que nosotros. Hay mucho huerfano digital, término que escuché hace unos días y me encantó.

Lo fundamental es ser conscientes de lo que se comparte y con quien. Cada red social tiene sus opciones para configurar la privacidad y es importante que las tengamos en cuenta para controlar quien ve nuestras publicaciones.

Sobre qué compartimos, aquí habrá que tener sentido común. Aquello  que no pondrías en un cartel pegado por las farolas de tu barrio no lo subas a la red. Aquello que no le dirías a nadie a la cara, no lo escribas en un mensaje online.

La sensatez y la consciencia es lo que tenemos que poner los adultos en ese acompañamiento a los más jóvenes. Así aprenderán a hacer un uso sano de las redes porque, usarlas saben hacerlo mejor que nosotros pero les faltan esos ingredientes que te da la edad y la experiencia en la vida.

¿Cómo llevas tú el tema de las redes cosciales? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero

Anuncios
REFLEXIÓN, Sin categoría

80 HORAS SEMANALES

80 horas

Hace unos días leí una noticia que me llamó la atención. Resulta que Elon Musk, CEO de Tesla decía que “nadie ha cambiado el mundo trabajando 40 horas a la semana” y defiende aumentar la jornada laboral a 80 horas. Hay quien dice que se trata de un tuit sacado de contexto. De todas formas, me llamó la atención y me revolvió algo por dentro.

Se pueden encontrar numerosas entrevistas de este empresario en la red y darte cuenta de que para él el trabajo bien hecho, la dedicación y la exigencia son fundamentales y por ahí le ha venido parte de su éxito empresarial.

Trabaja duro y muchas horas a costa de su conciliación personal y de un importante trastorno del sueño según él mismo reconoce. Se ha divorciado tres veces, algo que no me sorprende si se pasa la vida dedicado a la empresa. Lo sorprendente, para mí, es que haya conocido mujeres que hayan querido casarse con él.

No quiero quitarle mérito a lo que ha hecho ni a su empeño de involucrarse en acciones que puedan mejorar el mundo. La frase no es mía, lo ha dicho él. Quiere mejorar el mundo con su trabajo pero yo no creo que aumentar la jornada laboral ayude a ello.

¿Cuántas personas nos quejamos por la falta de conciliación? Que se lo pregunten a MalasMadres. Es un problema real que muchas parejas sufrimos. Los horarios de trabajo no ayudan a la vida familiar, no facilitan el aumento de la natalidad, no nos dejan disfrutar de la vida social… y no sigo que me caliento.

Hay algunas investigaciones que destacan la idea de que trabajar largas jornadas por norma general es un síntoma de mala gestión. Algunos ejemplos de esta mala gestión son:

  • Reuniones sin hora de finalización o con hora de fin que nunca se cumple.
  • Falta de planificación en las tareas. Si no sabes cuándo vas a salir del trabajo piensas que puedes hacer todo y resulta que no acabas nunca. Cuando sabes que tienes que salir a las 13.00 te organizas para que el trabajo esté terminado para esa hora.
  • Cuidado con el móvil para asuntos del trabajo que nos lo llevamos encima 24 horas al día.

Las personas como Elon Musk me parecen fascinantes. Se puede aprender mucho de ellas, tanto de sus aciertos como de sus errores. Cuando leía la noticia de las 80 horas de trabajo pensaba en que estas personas deberían ser como los curas. Me explico: que se dediquen en cuerpo y alma a su pasión que es el trabajo y que no formen falsas fantasías sobre que se puede con todo en la vida. Las 24 horas que tiene el día para todos hay que repartirlas,  y si le dedicas 16 a trabajar de algún lado tienes que quitar.

Trabajando 40 horas semanales no podré cambiar el Mundo pero, dedicándole tiempo a “mi mundo” (mi familia y mis amistades) si podré cambiar ese mundo. Y si todos pudiéramos cuidar “nuestro mundo” estoy convencida de que el Mundo ( el mundo, mundial, mundialísimo como dice Pupi) sería mucho mejor.

¿Qué has sentido al leer  la noticia de Elon Musk? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero.

LIBROS, Sin categoría

“MEMORIAS DE UNA GALLINA” de Concha López Narváez

MEMORIAS DE UNA GALLINA

 

Hoy quería recomendarte un libro infantil. Se trata de la historia de una gallina que desde pequeña se cuestiona las reglas que marcan su existencia. No es una gallina rebelde ni desobediente como puede parecer. Es inconformista y quiere vivir sus sueños. No entiende ciertas normas que le quieren imponer y busca las razones que las respaldan en lugar de obedecerlas sin pensarlo. Pregunta todo aquello que no entiende antes de tomarlo por cierto.

Es muy crítica y ante todo busca que se respeten sus derechos y los de sus compañeros. Siguiendo sus valores llegará  a vivir como ella quiere y ayudará a los demás a conseguir una vida justa.

Comparto aquí algún fragmento para que te hagas una idea de cómo es la protagonista:

Conversación entre la gallina y su madre:

-” Me gustan mis alas. No quiero que sirvan solo para eso. Y me siento alegre cada vez que vuelo.

– ¿Es que tú te crees que la vida sirve para estar alegre?”

 

– ” No seas impaciente, los gallos primero.

– ¿Por qué?

– Porque ellos son machos.

– Pues vaya motivo. Lo echamos a suertes y sanseacabó

 

” Qué bonito era! Antes yo no lo había visto. ¿Cómo podía ser, si estaba allí mismo? ¡Ay señor! Qué cosas se pierde la gente cuando está sin ánimos.”

 

Conversación entre la gallina y el gallo:

“Quiero ser tu amiga. Y atiende, yo puedo cuidarme y buscar maíz, y granos de trigo, y lechuga fresca, y cada mañana, cuando salga el sol, ¿sabes lo que quiero?

– ¿Qué quieres?

– Que cierres el pico, porque también puedo despertarme sola”

Como te he dicho al principio, está clasificado como libro infantil pero he de reconocer que lo compré para mí después de leer un fragmento en el libro de texto de mi hijo. ¿Tú también te compras libros infantiles para ti? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto y fotografía: Raquel Reguero

BIENESTAR, COACHING, Sin categoría

EL BOTÓN SNOOZE DEL DESPERTADOR

despertador

Hay quien es un enamorado del botón snooze del despertador. Ese botón que te da esos “cinco minutos” más que le pedíamos a nuestra madre cuando nos depertaba. Ese botón que nos permite remolonear un ratito más en la cama.

Si tú eres una de esas personas que pulsan el botón snooze varias veces a la mañana te recomiendo que no lo hagas más. Ahora mismo es posible que me odies por decirte eso pero te aseguró que más adelante me lo agradecerás.

Cuando te despiertas sin utilizar un despertador, tu cuerpo está preparado para ese momento. Unas horas antes ha empezado a segregar dopamina y adrenalina y la temperatura del cuerpo está aumentando poco a poco.

Si suena el despertador se interrumpe este proceso, tu cuerpo no está preparado y por eso te cuesta levantarte. En este momento el botón snooze es una gran tentación. Pero si lo utilizas y vuelves a dormirte, el despertador volverá a interrumpir tu nuevo ciclo de sueño con lo que conseguirás despertarte más aturdido y malhumorado.

Lo ideal sería que te despertarás de forma natural, es decir, sin utilizar despertador. Si todos los días te acuestas y levantas a la misma hora puede incluso que llegue un momento en  que te despiertes antes de que suene. Si no puedes prescindir de él comparto contigo algunos trucos para que no recurras al botón snooze:

  • Ten actitud positiva. En lugar de que tu primer pensamiento al oir el despertador sea “¡ Oh, no! ¡Ya es la hora, no quiero levantarme!” te puedes decir: “¡ Empieza un nuevo día, una nueva oportunidad!”
  • Despiertate con un objetivo en mente ¿qué quieres conseguir hoy?
  • El último pensamiento que tienes antes de dormirte suele ser el primero de la mañana así que procura que sea motivador.
  • Pon el despertador lejos de la mesilla, en algún lugar donde te veas obligado a levantarte para apagarlo.

¿Se te ocurre algún otro truco? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero.

ADOLESCENTES, BIENESTAR, MATERNIDAD, NIÑOS, Sin categoría

EL TEST DEL VECINO

furious-2514031_1920

El otro día me hablaban del “test del vecino” y me pareció muy interesante. Por eso quería compartirlo por aquí. Es fácil de poner en práctica y muy útil en momentos estresantes.

El “test del vecino” consite en actuar como si hubiera venido un vecino de visita a nuestra casa en el momento en que nuestro hijo o hija ha hecho algo que no nos gusta. Si pensamos que tenemos visita es mucho más probable que no nos pongamos a gritar ni a decir cosas de las que luego nos arrepintamos.

Me lo contaban para usarlo con los niños cuando nuestra paciencia se está agotando o nuestras emociones nos invaden. Creo que se puede utilizar también con nuestra pareja en situaciones de fuerte desacuerdo o con cualquier persona cuando se avecina “jaleo”.

En el fondo lo que se consigue aplicando este test es tratar a los demás, independientemente de su edad, con respeto. Pensar antes de actuar y controlar nosotros a nuestras emociones y no dejar que sean ellas las que nos dominen a nosotros. Se trata de contenernos para no herir al otro y darnos tiempo para elaborar un discurso efectivo. Siempre obtendremos mejores resultados desde la tranquilidad y sin ofender a nadie y el “test del vecino” nos puede ayudar a esto.

Curiosamente, más de una vez he pensado que las parejas que hacen vblogs enseñando su día a día con sus hijos seguramente controlan mejor esos momentos complicados ya que los están exponiendo al público. Para los que no hacemos vblogs, la visita del vecino puede ser una buena alternativa.

¿Qué te parece este test? ¿Cómo mantienes tú la calma ante situaciones emocionalmente fuertes? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero.

BIENESTAR, Sin categoría

EL MITO DE LA MULTITAREA

housewife-23868_1280

 

 

¿Conoces a gente que es capaz de hacer varias cosas a la vez? ¿Has odio a tu compañera de trabajo decir “mientras contesto el mail de administración llamo a mantenimiento”? ¿Tu hijo te dice que está escuchando la letra de una canción mientras está leyendo un libro?

Esto de hacer varias actividades al mimo tiempo es lo que se conoce como multitarea y, aunque hay gente que presume de poder hacerlo, es un mito. La multitarea no existe y, no lo digo yo, lo dice la neurociencia.

Al estudir cómo trabaja el cerebro se ha descubierto que no puede efectuar dos acciones al mismo tiempo si involucran la misma área cerebral. Lo que hace el cerebro es dedicar unos segundos a una tarea, luego salta a la otra, después vuelve a la primera y así sucesivamente.

Se produce una alternancia en el foco de atención lo que provoca que no hagamos bien ninguna de las dos cosas. Las personas que trabajan de esta manera son menos eficientes porque solo pasan de manera superficial por la información que necesitan y el cerebro no es capaz de retenerla.

Lo importante y realmente efectivo para tener éxito es ser capaz de concentrarnos y mantener el foco. Por eso, no te dejes engañar por la fantástica multitarea que te promete hacer muchas cosas en el mismo tiempo. Vete haciendo las cosas una detrás de otra. Las harás mucho mejor y las disftrutarás.

¿Sueles hacer varias cosas al mismo tiempo? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto: Raquel Reguero

LIBROS, RECETAS, Sin categoría

“NO TE COMPLIQUES CON LA CENA” de Isasaweis.

DSC_0017

Nunca os había recomendado por aquí libros de cocina porque, aunque tengo varios, no suelo hacer la mayoría de las recetas que aparecen el ellos. Un gran error por mi parte ya que no tiene ningún sentido comprar libros donde te enseñan a elaborar platos y no ponerlo nunca en práctica.

De éste me llamó la atención que prometía enseñar recetas fáciles  y con ingredientes saludables y habituales para la cena. Ese momento del día en el que estoy cansada y escasa de energías es el más complicado pata meterme en la cocina y no me gustan los platos precocinados ni congelados que venden.

Cuando lo compre me propuse un reto a mi misma: cada semana haría una receta del libro y las que más gustaran en casa entrarían a formar parte de nuestro menú habitual. Y en esas estamos, probando cosas sencillas de hacer y muy buenas de comer.

De todas las recetas que hemos probado, todas excepto una las hemos incluido como cenas frecuentes en nuestra familia. Por eso quería recomendaros este libro. Me parece muy útil y os va a facilitar mucho el momento cenas (las recetas también sirven como segundo plato al mediodía).

Es increíble ver a mis hijos aplaudiendo ante un plato que lleva algo verde y con la “hamburguesa de pollo con espinacas” lo he conseguido. La “tortipizza caprichosa a la sartén” fue todo un descubrimiento y una manera muy original de salir de la típica tortilla. Y hacer la base de una pizza con coliflor en la “Pizza de jamón y tomatitos con bases de coliflor” ha sido lo más.

¿Habéis probado recetas de este libro? Espero tus respuestas en comentarios y, si crees que a alguien le puede gustar esta entrada, no dudes en compartirla. Muchas gracias.

Texto y fotografía: Raquel Reguero